LA EVIDENCIA DE LA EXISTENCIA DE DIOS por Eudaldo Forment

Posted on


APOLOGÉTICA CATÓLICA.
No se puede amar lo que no se conoce. Y conocemos a Dios por medio de la FE y de la RAZÓN. Nuestro entorno, las montañas, el cielo, los animales, el hombre… ya nos informan que lo que vemos ha tenido que ser hecho por un ser TODOPODEROSO muy superior a cualquier “autor” de una obra artesanal o humana.
La inteligencia nos dice, por ejemplo, que el reloj que portamos en nuestra muñeca es obra de un relojero, como cualquier cuadro que vemos nos remitirá a un pintor, es decir, al autor de la propia obra.
Si dedicásemos más tiempo en pensar y reflexionar en nuestro FIN ÚLTIMO, que es CONOCER A DIOS, en lugar de vivir una vida COSIFICADA o dedicada al placer, encontraríamos a DIOS MUY FÁCILMENTE.
EL PECADO es el principal obstáculo que nos impide conocerle.
Para AMAR a Dios primero tenemos que conocerlo. El primer paso es llegar al convencimiento de su existencia.
En el CONCILIO VATICANO I se definió que el hombre con la sola luz de la razón natural puede llegar al conocimiento de la existencia de Dios.
Los FILÓSOFOS CLÁSICOS, con la sola razón, llegaron al conocimiento de la existencia de Dios como CAUSA EFICIENTE, MOTOR PRIMERO, etc…Pero el Dios de los filósofos era muy frío… y Dios se reveló en Jesucristo que nos enseñó a llamar a Dios PADRE y a tener una relación filial con Él.
LA FE NO ES INCOMPATIBLE CON LA RAZÓN ni la razón con la fe. Se necesita el entendimiento iluminado por la fe. Razón sin fe es racionalismo. Fe sin razón es fideísmo.
La Iglesia nos previene de estos dos grandes errores fuente de múltiples herejías.
Dios nuestro Hacedor y Benefactor nos ha favorecido con el don de la INTELIGENCIA que no es más que un instrumento para bien CONOCERLE.
De la NADA NO SE SACA NADA o la nada, nada produce, luego quien CREA es solamente Dios, un ser omnipotente.
Nada de lo que existe puede ser creado por la NADA, ni aún por la MATERIA que es inerte y sin vida, luego no puede dar vida algo que no tiene vida (principio elemental) porque es ESENCIALMENTE materia muerta. Luego Dios es el que da la VIDA.
La RAZÓN es pues el vehículo de conocimiento y la FE instruye a la razón por la REVELACIÓN.
A lo largo de la historia del hombre se ha razonado, observado, discutido y explicado la EXISTENCIA DE DIOS.
Hasta las culturas más elementales y primitivas llevan en su ALMA el conocimiento de un ser TODOPODEROSO. Solo las sociedades decrépitas inmersas en el PECADO consentido se desentienden de su CREADOR, negándolo e incluso atacándolo.
El doctor Eudaldo Forment nos instruye a grandes rasgos sobre la EXISTENCIA DE DIOS según las enseñanzas de la Iglesia.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s